Colegio Diocesano Obispo Labbé, Lugar de Cultura y Evangelización

El Colegio Diocesano Obispo Labbé, quiere ser un establecimiento de excelencia, desde la Educación Básica hasta los ámbitos Técnico Profesional y Científico Humanista de la Educación Media. Para ello, el colegio se esmera por ofrecer la mejor infraestructura e implementación material, como también contar con los mejores profesionales de la educación y con familias que junto a sus hijos y nuestros alumnos, sientan al colegio como un espacio educativo amigable, armonioso, cuya identidad se sostiene en las virtudes cristianas.

El colegio Diocesano Obispo Labbé, por Resolución Exenta de Educación N. 097 de 1991 y luego la N. 004 de 1993, es declarado cooperador de la función educacional del Estado. A partir del año 2008, cuenta con un nuevo edificio y desarrolla sus actividades académicas con Jornada Escolar Completa.

Un Nuevo Desafío

El Instituto Obispo Labbé,  nace como una escuela Básica dependiente del Obispado de Iquique con una matrícula de 160 alumnos distribuidos en cursos de 1º a 8º Básico con Reconocimiento Oficial el año 1991, para luego, en el año 1993 dar inicio a la Educación Media Técnico Profesional la cual en el transcurso del tiempo ha ampliado sus Especialidades.

Para enfrentar los nuevos desafíos en la formación y Educación de sus alumnos y alumnas, el establecimiento entra en un proceso de crecimiento y expansión, es así como fue presentado a la Secretaría Ministerial de Educación de la Primera Región, toda la documentación exigida para funcionar en J.E.C., a contar del año 2008,  en modalidad enseñanza Básica de 1º a 8º y media en modalidad Científico Humanista y Técnico Profesional.

El ingresar a la JEC significó ampliar la casa, y es así como nace el nuevo Edificio que acoge actualmente, a los alumnos y alumnas del Colegio Diocesano Obispo Labbé.

Misión

“Educar en Cristo para una vida Ejemplar” a todos nuestros alumnos y alumnas para que asuman sus desafíos que ésta presenta con criterios basados en las virtudes y principios cristianos y católicos. Por ello nuestro principal interés es la persona del alumno y alumna, que mediante nuestro estilo pedagógico desarrolla competencias generales, laborales-técnicas, sociales, afectivas y religiosas, iluminando siempre la cultura joven”.

Visión

El Colegio Diocesano Obispo Labbé se proyecta en el tiempo como una institución Educativa cuyo fundamento está en Cristo y su estilo formador se desprende de una sólida identidad eclesial y cultural.

El Colegio Diocesano Obispo Labbé quiere ser un Colegio de Excelencia Académica desde la Educación Básica hasta los ámbitos Técnico Profesional y Científico Humanista de la Educación Media. Para ello, el Establecimiento se esmera por ofrecer la mejor infraestructura e implementación material como también contar con los mejores profesionales de la educación y con familias que junto a sus hijos y nuestros alumnos; sientan al colegio.

Principios Orientadores del Proyecto Educativo del Colegio Obispo Labbé

Los propósitos de las políticas educacionales del Estado Que impulsa el Gobierno de Chile y los planteamientos de la comisión nacional para la Modernización de la Educación en orden a mejorar la calidad de la educación, asegurar la equidad y comprometer en estas tareas a la comunidad exigen adecuarse a las normas sobre objetivos generales indicados el la ley orgánica de Enseñanza.

El reconocimiento de la libertad, igualdad y dignidad de las personas, impone al estado el deber de garantizar una enseñanza de calidad para todos, sin excepciones y que contribuya a que cada hombre y cada mujer se desarrollen como personas libres y socialmente responsables.

Desde la anterior afirmación, brota la razón de ser del Colegio Diocesano, (La Visión), y a su vez, los fines o metas que persigue acciones educacionales a desarrollar (la Misión).

Fundamentos del Proyecto Educativo y su Proyecto Pastoral

Propósitos prioritarios para el Colegio lo constituyen la formación integral de los niños y niñas, su fortalecimiento afectivo y el óptimo aprovechamiento de los tiempos, para el aprendizaje y la recreación a partir de sus primeros años de escolaridad.(en un futuro cercano el Colegio implementará el nivel de Educación Parvularia, en NT1 – NT2.

En relación al personal docente, el objetivo principal se enmarcará en dedicar un tiempo significativo al auto perfeccionamiento, la planificación de la tarea diaria y la planificación constante del proyecto educativo.

Metas y Objetivos del Proyecto Educativo Institucional

  1. Implementar un modelo de gestión de calidad que asegure la práctica de PEI a los nuevos tiempos.
  2. Fortalecer el desarrollo curricular en todas las áreas pedagógicas.
  3. Implementar un Consejo Empresarial que apoye la gestión directiva en cuanto a procurar y satisfacer necesidades educativas especialmente en él área técnico profesional.
  4. Profesionalizar la gestión docente a través de Programas de Perfeccionamiento, Pasantías o Laboratorios Pedagógicos apoyados por Fundación Irarrázabal, Obispo Labbé y otras.
  5. Implementar un Modelo de Gestión que garantice la Supervisión de apoyo y Control, tanto desde la Dirección y desde las Unidades técnicas a los otros estamentos cuyas acciones estén directamente dirigidas al logro de los aprendizajes.
  6. Diseñar e implementar una política que apoye y estimule la calidad y excelencia del cuerpo docente, manteniendo un sistema de selección y evaluación de todo el personal.
  7. Participar activamente del principio de Atención a la diversidad implementando Proyecto de Integración Escolar en la discapacidad física y motora.
  8. Instalar el centro de recursos para el aprendizaje (CRA) desde la nueva visión de las tradicionales bibliotecas de tal forma que sea un espacio que brinde un servicio eficaz y eficiente al proceso de enseñanza aprendizaje.
  9. Construir con los alumnos y sus familias una pedagogía progresiva de la fe y sus sacramentos, entregándoles una atención creciente a los niños, niñas y jóvenes que no viven en un ambiente cristiano o cuya formación sea pobre o nula con respecto a estas aspiraciones.
  10. Materializar creativamente el “anunciar la fe en medio del establecimiento”. Esto exige alimentarla, sostenerla y profundizarla a través de ciertas exigencias éticas y por medio de actividades pastorales que ayuden a la comunidad educativa en general a crecer en esta dimensión. Lo religioso no es un apartado del Proyecto Educativo Institucional, no puede ser entendido, ni mirado como una acción paralela l resto del que hacer educativo, muy por el contrario lo atraviesa transversalmente otorgándole al Colegio Diocesano su verdadera identidad.
  11. Internalizar en los docentes, a través de la acción pastoral, virtudes cristianas que le ofrezcan facilidad y dominio para guiar sus vidas y educar al prójimo en la prudencia, la justicia, la fortaleza y la templanza.

 

Perfil del Niño, Niña o Joven del Colegio Obispo Labbé

  • Responsable con sus deberes escolares, con costumbres y hábitos de estudio internalizados, puntuales en los horarios y asistencias a clases.
  • Con iniciativa, capaces de tomar decisiones pertinentes de acuerdo a las circunstancias que se le presentan (capacidad resolutiva).
  • Preparados para el trabajo en equipo y abiertos a aceptar otras opiniones.
  • De excelente presentación personal, acorde al del estudiante.
  • Poseedores de un vocabulario apropiado y acorde a las situaciones que enfrente en el marco del respeto y la tolerancia.
  • Honrado y veraz, respetuoso hacia el trabajo de quienes lo forman y lo conducen como también al de sus iguales.
  • Tolerantes a las culturas presentes en el entorno de la comunidad escolar.
  • Capaces de asumir su propia disciplina.
  • Capaces de solidarizar con los demás, especialmente con los más necesitados a través de acciones concretas.
  • Capaces de respetar y valorar su cuerpo y el de los demás.
  • Capaces de vivenciar los valores universales que le conduzcan a ser hombres y mujeres de bien.
  • Comprometidos con la fe católica y activo frente a actividades pastorales del Colegio y la Diócesis
  • Conocedores de sí mismos y asumidos de su propia realidad, descubridores de su autenticidad e identidad.